Boletín de AA Julio7 Persona1

'Lo complejo y lo (animado) animado:' El trabajo de Tahití Pehrson

Recientemente se ha hablado mucho sobre la representación de artistas africanos en el extranjero. En esta entrevista hablamos con el artista californiano Tahiti Pehrson sobre su reciente exposición para dos personas 'Paths' en Salon91 en Ciudad del Cabo (donde su trabajo fue exhibido junto con el trabajo de Andrzej Urbanski), así como el cuerpo de trabajo que produjo para Feria de arte de turbinas, Johannesburgo.

Boletín de AA Julio7 Persona1HACIA LA DERECHA DESDE LA IZQUIERDA: Tahití Pehrson y Andrzej Urbanski, A027, 2016. Pintura en aerosol Rosegold, técnica mixta, papel de trapo de algodón cortado a mano. 88 x 69 cm; Tahití Pehrson, La bobina, 2016. Papel de trapo de algodón cortado a mano, 100 x 111 cm; Tahití Pehrson, Activo, 2016. Papel de trapo de algodón cortado a mano, 119 x 156 cm. Todas las imágenes son cortesía del artista y Salon91.

¿Cuéntenos sobre su reciente exposición 'Caminos', que se celebró en Salon91 en Ciudad del Cabo?

Es un espectáculo para dos personas con Andrzej Urbanski que fue comisariado por Monique Du Preez. Creo que Monique vio estas similitudes superpuestas en nuestro trabajo, aunque nuestro enfoque es muy diferente. Para mí fue genial, realmente me gusta Andrzej y las cosas fueron cómodas al instante.

En una entrevista con Tiny Atlas mencionas la técnica de grabado del siglo XVIII llamada Guilloche. ¿Puede contarnos más sobre esta influencia y cómo informa su trabajo?

Alrededor de 2003-04 vivía en San Francisco y hacía plantillas. Mientras estuve allí hice una serie de plantillas de billetes de dólar a gran escala. Eso me interesó en los patrones que se usan en el dinero en todo el mundo. También pensé que era interesante que todos los países usaran el mismo sistema de patrones. Eso me llevó a estudiar la creación de patrones Guilloche y Epitrocoid. Básicamente, está repitiendo una forma a intervalos equidistantes desde un punto central. Estos patrones también se relacionan con la física y el diseño de la naturaleza a través de órbitas y formas de doble hélice y las espirales de la Proporción Dorada. Aparecen a lo largo de la historia; en arquitectura griega, relojes, joyería, metal y tapacubos de la década de 1970.

Boletín de AA Julio7 Persona2Tahití Pehrson, Osa Menor, 2016. Papel de trapo de algodón cortado a mano, 112 x 150.5 cm.

Hablando históricamente, este proceso fue mecanizado, permitiendo detalles increíblemente intrincados. Su trabajo se realiza completamente a mano. ¿Qué tan importante es este proceso en relación con el producto final?

Bueno, el proceso no se mecanizó realmente hasta la década de 1700, pero el sistema de patrones es mucho más antiguo. Es un método muy simple de hacer patrones complejos. Básicamente solo necesitas un palo con un clavo en un lado y algo para hacer marcas en el otro y tienes una brújula. Así que supongo que fue mecanizado, pero fue una forma muy temprana. Con esa sencilla herramienta puedes hacer patrones tan complejos como una computadora fácilmente. Para mí, la creación de patrones es un experimento y siempre está cambiando, siempre estoy buscando nuevas formas y nuevas manipulaciones. Tengo que cortar todo a mano porque necesito tener esa conexión personal con el trabajo. Se ha convertido en una especie de hábito nervioso y necesario.

Boletín de AA Julio7 Persona3Tahití Pehrson, La bobina, 2016. Papel de trapo de algodón cortado a mano, 100 x 111 cm.

¿Qué papel juega la luz para darle vida a tu arte?

Creo que la luz es la otra mitad del trabajo, se trata de esa interacción. La obra es un receptáculo de luz. Es ese enigma simple que es tan personal y ligero que adquiere este simbolismo metafórico para ideas más amplias de vida y espiritualidad. Me interesan aquellas cosas que nos hacen iguales. La repetición y la luz son estos factores clave simples que todos experimentamos. La luz también sirve para romper el patrón y crear movimiento, es un elemento orgánico que transforma las líneas duras, haciendo que los patrones sean más interesantes y al mismo tiempo incorporando el uso histórico del patrón de crear un efecto enjoyado.

Su trabajo se ha instalado tanto en exteriores como dentro de un espacio de galería controlado. ¿Cuál es su relación con el espacio y cómo se comunican estas formas de un espacio a otro?

Crecí en un ambiente muy caótico y sucio. El trabajo parece ser un intento de limpieza y organización, como una reacción a ese entorno. Las piezas en la galería se sienten muy diferentes en un entorno natural. Las paredes blancas de la galería crean un vacío donde el trabajo puede existir en su propio entorno y coopta el blanco monocromático, mientras que el trabajo en la naturaleza tiene espacio para respirar y su escala y detalles retroceden. Se vuelven más parte del lenguaje del paisaje. Para mí, esas ideas provienen de la naturaleza. Detalle, luz, capas.

Boletín de AA Julio7 Persona4Tahití Pehrson, Aviones que se cruzan, 2016. Papel de trapo de algodón cortado a mano, 109 x 103.5 cm.

Su trabajo se exhibirá por primera vez en la Feria de Arte de Turbinas (Johannesburgo) entre el 14 y el 17 de julio. Como artista estadounidense, ¿cómo le sirven estas plataformas internacionales y qué tipo de conversaciones espera generar de un contexto a otro?

Espero que el trabajo pueda generar un diálogo sobre conectividad y fragilidad.

Espero que la gente vea una integridad en el trabajo y que sea una pequeña parte de un diálogo más amplio en un movimiento hacia las ideas de unidad. Espero crear un momento suspendido.

A nivel personal, es realmente el cumplimiento de un sueño para mí mostrar en un contexto internacional. Ser parte de las ferias es increíble; tantas personas e ideas se unen, todo este tiempo y trabajo condensado en este entorno de otro mundo. Me siento honrado de ser parte de esto.

El trabajo de Tahiti Pehrson se exhibirá como parte de una exposición colectiva en el Feria de arte de turbinas. Asegúrate de visitar Salon91'stand en el stand GH14. Otros artistas son Andrew Sutherland, Andrzej Urbanski, Cathy Layzell, Heidi Fourie, Kirsten Beets, Kirsten Sims, Linsey Levendall, Paul Senyol y Unathi Mkonto.