¡Se echará de menos a George Hallett!

El legendario fotógrafo sudafricano George Hallett falleció a la edad de 78 años.

Su hija, Maymoena Hallett, publicó en Facebook:

Mi padre murió pacíficamente mientras dormía hoy, después de una larga enfermedad.
Siempre lo recordaremos por su luz, su risa, su personalidad bulliciosa, sus chistes escandalosos y por ser la vida y el alma de muchas fiestas.
Nadie puede dudar de su habilidad para capturar belleza y alegría en todo lo que vio a través de sus ojos y sus lentes, ni su contribución a la fotografía, particularmente la fotografía sudafricana.
Descansa en el poder Papa G

El fotógrafo George Hallett. Fotógrafo: Yazeed Kamaldien

Hallett nació en el Distrito Seis en 1942, y creció en Grassy Park y luego en Hout Bay, donde vivía con sus abuelos.

Cuando era niño, la escuela de Hallett en Hout Bay se convirtió en cine los fines de semana. En una de las pocas entrevistas que dio, con John Edwin Mason, publicado en Dinámica social: una revista de estudios africanos en 2014, Hallett recordó cómo esas primeras noches de cine, y su aprendizaje sobre cómo funcionaba el proyector, moldearon su estética:

Una vez que descubrí cómo funcionaba y cómo se proyectaba esta poderosa luz a través de este espacio oscuro en la pantalla plateada, me senté más cerca. Me convertí en la cámara cuando estaba sentado en esa sala de cine. No me convertí en los personajes; Yo fui el observador. Finalmente, cuando me convertí en fotógrafo, esos poderes de observación me ayudaron mucho porque cuando haces fotografía documental no diriges la fotografía. Se supone que debes retroceder y observar, o avanzar o de lado, pero debes fotografiar la realidad frente a ti. La otra cosa sobre ser la cámara, también me di cuenta de que cuando cambiaba la iluminación, cambiaba el estado de ánimo, cambiaba la música. Así que me presentó a los ingredientes del cine. ¿Cómo se arma una película? Creo que eso tuvo una gran influencia en mí.

Portada ampliada de My Mercedes es más grande que la tuya de Nkem Nwankwo. Londres: Heinemann - Serie de escritores africanos, 1975. Cortesía de Ojo en el arte.

En la escuela secundaria, el novelista Richard Rive le enseñó literatura inglesa a Hallett, quien también tuvo un gran impacto en su perspectiva artística y política.

Cuando era joven, Hallett trabajó como fotógrafo callejero e hizo algunos trabajos independientes para la revista Drum. Después de que el Distrito Seis fuera declarado suburbio solo para blancos en virtud de la Ley de Áreas de Grupo en 1966, obligando a más de 60,000 personas a abandonar sus hogares, el autor James Matthews y el escritor y artista Peter E Clarke persuadieron a Hallett para fotografiar el área antes de que fuera demolida y destruida. . La serie resultante de fotografías fue donada más tarde al Museo del Distrito Seis.

Su primera exposición individual, una serie de fotografías de escritores, artistas, actores, bailarines y músicos, inspirada en El dulce papel de mosca de la vida, La oda de Roy DeCarava y Langston Hughes a Harlem, se llevó a cabo en la Galería de Artistas en Ciudad del Cabo.

Hallett dejó el apartheid, Sudáfrica, en 1970 y se exilió a sí mismo. Se mudó a Londres en el Reino Unido, donde se puso en contacto con otros exiliados sudafricanos como Alex La Guma, Pallo Jordan, Dudu Pukwana y Dumile Feni, entre muchos otros. También se puso en contacto con escritores africanos como Wole Soyinka y Ahmadou Kourouma en Berlín. Un libro resultante, Retratos de escritores africanos, compuesto por más de 100 imágenes, fue publicado en 2006.

En su entrevista con John Edwin Mason, Hallett dijo de esta vez:

Nunca olvidaré a la sociedad europea por permitirnos que los artistas sudafricanos seamos creativos. Comencé a experimentar con técnicas fotográficas. Película de alto contraste. Cortando escamas grises. Solarización y creación de una nueva presentación visual no practicada antes. Llevé esto a la creación de portadas de discos para los músicos de SA en el exilio. […] Lo que se nos negó en nuestra patria pudimos explorar en Londres. No estábamos viviendo en folletos. Vivíamos de nuestros poderes creativos y estábamos muy orgullosos de ello.

'The Debt Collector', del Distrito seis serie. Cortesía de Ojo en el arte.

Hallett vivió en París, Amsterdam y Zimbabwe, trabajando en muchas áreas, incluyendo fotografía, enseñanza y agricultura, y en los Estados Unidos, donde enseñó en varias universidades, incluida la Universidad de Illinois. En 1980 ganó el Premio Hasselblad por contribuciones sobresalientes a la fotografía en Suecia.

En 1981, mientras enseñaba en una escuela en Washington DC, se le preguntó a Hallett por qué eligió no 'jugar al blanco':

Le dije: 'Déjame explicarte de dónde vengo y qué significa ser negro. No es una cuestión de pigmentación. Es una cuestión de cómo te sientes acerca de tu sociedad, cómo te sientes acerca de las personas que te rodean y cómo te sientes acerca de los blancos en general ''.

Algunos de mis hermanos son más oscuros que yo. Mi madre estaba muy oscura. Así que dije cuando hablas de personas de color en Sudáfrica, puedes tener una persona en la familia que es muy oscura y otra que es casi blanca con ojos azules. Es una actitud mental. (De su entrevista con John Edwin Mason.)

George Hallett, Dumile Feni y Louis Moholo, exiliados en Londres 1971. Wikimedia.

Hallett comenzó a trabajar en su país de origen en 1990, fotografiando manifestaciones y campamentos de Inkatha en KwaZulu-Natal, y pasando una semana con el arzobispo Desmond Tutu en su residencia oficial. En 1994 fue comisionado por el ANC y su amigo Pallo Jordan para documentar las primeras elecciones democráticas de Sudáfrica, lo que resultó en el libro Imágenes de cambio. Una serie de fotografías de Nelson Mandela tomadas durante las elecciones le valió a Hallett un Premio Golden Eye de World Press Photo en Amsterdam.

Esa foto con las mujeres corriendo hacia Mandela fue la primera vez que lo vieron de cerca. Y fue una experiencia increíble, porque por primera vez vi todo el país, y la alegría y la esperanza que tenía la gente. Dios mío, pensé, finalmente está por terminar; este horrible sistema de apartheid. Y eso fue muy inspirador.

—George Hallett, entonces y ahora, 2008

Finalmente se estableció en Ciudad del Cabo en 1995.

Hallett fue el fotógrafo oficial de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación en 1997, y produjo muchas obras poderosas durante este período, especialmente la imagen titulada 'Jann Turner con Eugene de Kock, sede de la CVR 1997'.

George Hallett, Primer encuentro en Johannesburgo 1994. Wikimedia

Hallett expuso en Sudáfrica, Europa y los Estados Unidos en una carrera que abarcó más de cincuenta años. Sus fotografías se incluyen en colecciones permanentes en todo el mundo, incluido el Centro Schomburg para la Investigación de la Cultura Negra en la Biblioteca Pública de Nueva York, la Galería Nacional de Sudáfrica, la Fundación Anne Frank, Amsterdam y la Colección Sonja Henie-Niels Onstad, Oslo, Noruega.

El trabajo de Hallett es famoso por su humanidad, sus texturas llamativas y su escasa belleza. Se deleitaba en ser el observador silencioso, fotografiando personas sin que ellos se dieran cuenta de él. Echaremos de menos su presencia, no obstante.

George Hallett, Shaun Viljoen, James Matthews y Nozizwe Madlala-Routledge en el lanzamiento del libro de Viljoen Richard Rive: una biografía parcial en el Museo del Distrito Seis, celebrado durante el 2013 Open Book Festival.

Jennifer Malec

Publicado por primera vez https://johannesburgreviewofbooks.com/author/jennifer/

Las obras de George Hallet se encuentran actualmente en exhibición en el BIC Project Space titulado 'George Hallett: sonido, texto, imagen'. Este es el primer escaparate en Marruecos del trabajo del fotógrafo sudafricano revelado al mundo con sus retratos de Nelson Mandela durante su campaña presidencial en las primeras elecciones democráticas sudafricanas en 1994. Imágenes que le valieron un World Press Photo Award en 1995. La exposición forma parte de la 5ª Bienal Internacional de Casablanca titulada "Las palabras crean imágenes" y está organizada en colaboración con Making Histories Visible, un proyecto de investigación multidisciplinario con sede en la Universidad de Lancashire Central.